Blogia
CAUSA ABIERTA

Una estudiante universitaria denunció que fue violada por cuatro jóvenes en un apartamento de Recoleta pero mintió

Una estudiante universitaria denunció que fue violada por cuatro jóvenes en un apartamento de Recoleta pero mintió

La estudiante de 21 años decidió no seguir adelante con la acusación luego de que la defensa aportara una serie de videos.

La víctima sostuvo que conoció a un muchacho en un boliche porteño y que se fue con él a su casa donde fue golpeada y atacada sexualmente.

Según la denuncia policial, el hecho ocurrió el domingo pasado durante las primeras horas de la mañana en un departamento de Copérnico al 2300, en Recoleta.

En un primer momento, hubo un sospechoso detenido pero fue liberado después de que le dictaran la falta de mérito.

"Ella conoce a uno en un boliche, le dice que la lleva a su casa y ahí la violan cuatro más", sostuvo el padre de la víctima en declaraciones al canal de noticias C5N.

Según fuentes policiales, la joven estudiante de arquitectura había ido a un boliche en el barrio de San Nicolás "donde se encontró con un amigo que la invitó a ir a su departamento".

Una fuente judicial citada por la agencia de noticias Télam explicó que se trata de "un caso complejo con versiones contrapuestas" entre lo que denuncia la chica y el supuesto consentimiento que hubo por parte de ella, según relataron los implicados.

La víctima le relató al personal de la comisaría 19a. de la Policía de la Ciudad que le tomó declaración que cuando estaban desnudos tocaron el timbre y entraron cuatro jóvenes que la obligaron a mantener relaciones sexuales sin su consentimiento.

Siempre según la denuncia de la joven estudiante, cuando regresó a su casa le contó la sucedido a sus padres que la acompañaron al lugar donde sufrió la violación y llamaron al número de emergencias 911.

"La joven llegó a la casa y rompió en llanto. Entonces, la madre le preguntó qué le había pasado y ella, con mucho dolor le contó lo que había pasado", sostuvo el abogado Fernando Soto, que representa a la familia de la víctima.

Soto afirmó que la estudiante universitaria no consintió el sexo grupal y que cuando se resistió fue golpeada en la cabeza y en la espalda. "Llegó a arañar a uno de los agresores", explicó el letrado.

El abogado agregó que mañana la víctima ampliará su declaración y detallará lo sucedido en el departamento.

El juez del caso, Marcelo Conlazo Zavalía, ordenó aplicar el protocolo para víctimas de violencia sexual, implantar consigna policial en el lugar de los hechos y pedir el registro de las cámaras de seguridad.

El dueño de casa, que está imputado, pero no detenido, intentó explicarle a la policía que había llevado a su casa a una joven para tener relaciones sexuales, pero que "se había enojado, lo rasguñó y se retiro del lugar". Y le mostró la habitación donde había ocurrido los hechos.

Los uniformados secuestraron las sábanas y el cubre colchón de la habitación, un preservativo y tres envoltorios, un boxer, una botella de cerveza y un teléfono celular iPhone, entre otros objetos.

Sin embaro el caso tuvo un giro de 180 grados cuando la defensa de los jóvenes presentó una serie de grabaciones lo que obligó a la chica a desistir de la denuncia.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres